Proyecciones para el precio de cobre y tipo de cambio

precio-del-cobre
precio-del-cobre

¿Podemos proyectar el precio del cobre? ¿Se puede decir que hay un antes y un después en el precio del cobre después de que el metal rojo traspasara la barrera de los USD$2,50/Libra? ¿Cómo se relaciona su proyección con la estimación del tipo de cambio?

En los últimos meses la crisis sanitaria ha generado una volatilidad en los mercados nunca antes vista. Las variaciones en el precio del cobre y el dólar son reflejo de esta volatilidad, así como también producto de los efectos de la economía internacional.

Arturo Curtze, analista senior del área de gestión patrimonial, no se equivocó al afirmar que “echarle la culpa de la apreciación del tipo de cambio al retiro del 10% de los Fondos de Pensiones, es no tener una mirada objetiva de lo que ocurriendo y por ende puede ser la trampa para muchos que caigan en la tentación de comprar bajo $750, e incluso bajo $740,  lo que creo que es una buena alternativa, pero solo de corto plazo”.

Sobre todo porque esta semana el tipo de cambio traspasó los $800.

Analizando el tipo de cambio v/s precio del cobre

“Si mi memoria no me falla, en el transcurso del 2018 – 2019 éramos pocos los analistas que veíamos el tipo de cambio sobre $700. En mi caso veía un techo estructural en $730, nivel que finalmente fue superado por el estallido social del 18 de octubre del año pasado, y luego rematado por el Covid-19 que lo lleva hasta un máximo de $880 en momentos en que el precio del cobre alcanza un mínimo de US$1,9795/libra”, señala el experto.

Sobre esto, Curtze explica que a partir de  la recuperación del precio del cobre, la apreciación del peso chileno fue más evidente, entre otros motivos porque en paralelo, con un timming que, el analista considera sobresaliente, el Banco Central salió a intervenir el tipo de cambio en $880.

Precio del cobre: piedra angular para estimar el tipo de cambio

Curtze señala que, la proyección del precio del cobre es sin duda la piedra angular en la estimación del tipo de cambio.

“Aquí me permito decir que hay un antes y un después luego de que el precio del cobre superara los US$2,50/libra. Quiebre que estimo y sentencio una cada vez más probable tendencia bajista de mediano plazo y eventualmente de largo plazo en el precio del tipo de cambio USDCLP”, señala nuestro analista.

En efecto, en ese momento se materializó un cambio de tipo estructural en las posiciones de los fondos de cobertura y grandes especuladores.

Al respecto el experto explica que “esto se ve reflejado en la posición neta en el mercado de futuros del cobre por un lado, y en la otra, el cierre de posiciones largas en dólares y cortas en pesos el mercado NDF que hoy totalizan US$9.000 millones, lo que probablemente seguirá aumentando mientras más suba el interés abierto en el mercado de futuros del cobre; que hace un par de semanas anotaron un nuevo máximo en +33.408 contratos luego de haber visto un mínimo a mitad de febrero en -24.000 contratos”.

¿Pero qué están viendo estos fondos de cobertura para apostar en contra del dólar y por ende a favor de los commodities?

Curtze dice que hay tres situaciones que se deben tener presente, siendo el más importante el aumento en el déficit norteamericano producto de la ayuda fiscal para minimizar los efectos del Covid-19.

En este sentido, lo que se sabe es la discución de un nuevo paquete de ayuda fiscal que la Casa Banca está limitando a US$1 billón más la reducción de los impuestos a las personas que ganan menos de US$50.000/año, pero que el partido Demócrata considera insuficiente, por lo que propone que sea del orden de US$3 billones.

En cualquiera de los casos, Curtze es claro y enfatiza que Estados Unidos seguirá ampliando su déficit fiscal, por lo que la válvula de escape, mientras tenga la inflación controlada, será una depreciación controlada de su moneda contra la mayoría de las monedas del mundo “cuyo objetivo estimo estaría en un dólar índex (DXY) en torno $880.

El otro factor que empuja el precio del cobre

Un segundo motivo que empuja al precio del cobre, es sin duda la recuperación de la actividad económica en China.

Entre otras razonas, por un aumento de las políticas monetarias y fiscales, las cuales se reflejan por ejemplo en un aumento del M1, variable que anticipa la tendencia del precio del cobre en aproximadamente 12 meses.

Finalmente, y como tercera razón el experto señala el plan de rescate alcanzado en la Zona Euro luego de largos meses de negociación.

“En la práctica este plan de rescate extiende la vida de la zona Euro y hace más atractivo al Euro como moneda refugio en vez del dólar norteamericano”.

¿Qué puede amenazar al dólar norteamericano?

Por el lado de su depreciación, Curtze explica que está la idea del presidente Donald Trump de reducir la tasa del impuesto a la ganancia de capital lo que va en claro deterioro del fisco norteamericano lo que debería acentuar la apreciación de mediano plazo.

Sin embargo, añade el analista, en la cara contraria está la revisión del acuerdo de fase uno firmado entre Estados Unidos y China, el cual fue llamado a revisión producto de que se ha quedado muy por detrás de sus compromisos en la compra de productos agrícolas y energéticos.

Por otro lado, el presidente Donald Trump ha dicho repetidamente en las últimas semanas que el acuerdo no es tan importante para él como antes, debido a la responsabilidad de China en el contagio del Covid-19, sin mencionar la implementación de la nueva ley de seguridad en Hong Kong, ni mucho la aspiración de China de someter a Taiwan al partido comunista chino. 

Luego, existen un sin numero de situaciones que podrían llevar al presidente norteamericano a desconocer su compromiso de no modificar este acuerdo, sino después de las elecciones.

Entonces la pregunta es ¿será el presidente el que continue negociando con China?

“Su guerra contra China tiene un apoyo transversal  en la sociedad nortemaricana y por lo tanto una de las tablas que lo podrían sostener a un segundo mandato.  Las discuciones sobre la revisión del acuerdo comenzarian el 15 de agosto”, agrega Curtze.   

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *