Consejos para evitar el sobre endeudamiento

sobre endeudamiento
sobre endeudamiento

¿Cómo evitar el sobre endeudamiento? Cómo saber si estoy sobre endeudado? ¿cómo puedo lograr el equilibrio entre ingresos y gastos? Son algunas de las preguntas clave que debe hacerse continuamente al administrar sus finanzas personales. Siga estos consejos clave y mantenga una sana economía en el hogar.

Sobre endeudamiento: todo lo que debo saber

Por regla general la deuda de una persona (prestamos de corto plazo más créditos hipotecarios), no debiera superar el 30% de los ingresos que percibe.

Sin embargo, de acuerdo a los antecedentes del último Informe de Estabilidad Financiera (IEF) del Banco Central, el endeudamiento de los chilenos ha crecido de forma continua los últimos años, alcanzando cifras de casi un 50% del PIB y de un 70% del ingreso disponible al segundo trimestre de 2019. En otras palabras, el nivel de sobre endeudamiento es altísimo.

¿En qué varía la deuda en cada persona?

Según Bernardita Infante, asesora financiera del área de Gestión Patrimonial de nuestra consultora, “la deuda de cada persona varía según su: composición patrimonial, ingresos adicionales, composición del grupo familiar e ingresos, entre otros.”

Según la experta hoy más que nunca en tiempos de crisis debemos ser cautelosos con los créditos y el nivel de endeudamiento que adquirimos. Porque con la oferta existente online es fácil caer en el sobre endeudamiento.

¿Cómo saber si estoy sobre endeudado?

Una persona está sobre endeudada cuando del presupuesto mensual se destina más del 40% de sus ingresos a pagar deudas (incluido el crédito hipotecario). Si esto pasa se puede hablar de sobre endeudamiento familiar.

La recomendación para evitar el sobre endeudamiento es encontrar el equilibrio entre ingresos y gastos, así mantener un endeudamiento razonable.

Infante explica que existen dos tipos de deuda: la deuda productiva y la improductiva

¿Cuál es la diferencia entre deuda productiva y deuda improductiva?

La deuda productiva sirve para salir de alguna situación económica puntual que sería imposible de abordar con la renta (Ej: compra de electrodoméstico,  gasto inesperado de salud)

La deuda improductiva no genera ningún beneficio a largo plazo (Ej: pago de comida familiar con tarjeta de crédito, regalos de navidad con tarjeta de crédito, etc) Aquí es donde hay que tener cuidado pues es este tipo de deuda el que puede llevar al sobre endeudamiento.

“La deuda no es “mala” dice Infante, “pues nos ayuda a adquirir bienes durables e inversiones (casa, auto, computadores, etc), que tal como se explicó sin crédito serían de difícil acceso para muchas personas. Sin embargo, su extremo, es decir, el sobreendeudamiento, no es aconsejable, pues son niveles de deuda que terminan escapándose de nuestra realidad financiera y que complican su cumplimiento, transformándose en un problema”, explica.

¿Qué debo considerar antes de aceptar una oferta crediticia?

Lo que se debe considerar es el CAE (Costo Anual Equivalente). Infante explica que el CAE  corresponde al porcentaje total sobre la deuda que se pagará en intereses y en gastos asociados al crédito.

¿En qué momento se evalúa consolidar las deudas a través de un crédito?

Cuando estamos sobre endeudados, es decir, cuando nuestra deuda familiar supera el 40% de nuestros ingresos familiares.

¿Puedo ordenar mis finanzas re pactando mi crédito hipotecario?

Si. Hay créditos hipotecarios en los que se pueden incluir todos los créditos de consumo y deudas de tarjetas de crédito. Al consolidar, se parte de 0 deuda y solo queda el compromiso de la cuota mensual que no puede ser superior al 30% de los ingresos a fin de disponer una parte de nuestros ingresos al ahorro.

Consejos clave para evitar sobre endeudarse

Si tiene dificultades para administrar de manera equilibrada sus finanzas personales a continuación le entregamos algunos consejos clave para evitar el sobre endeudamiento.

  • Gastar como máximo el 90% del ingreso y ahorrar 10%.

Esto es lo ideal. Si su capacidad de ahorro se lo impide ahorre por el momento lo que su ingreso le permita, lo importante es generar el hábito de ahorro. Una buena forma de hacerlo es aprovechar los distintos instrumentos que ofrecen los bancos e instituciones financieras en Chile, ejemplos de esto son: libretas de ahorro, depósitos a plazo, fondos mutuos, entre otros.

Asimismo se recomienda hacer un presupuesto de  ingresos/ gastos/ deudas  y partir por el ahorro, dejando la diferencia a gastos y deudas , es decir: ingreso / ahorro/ gastos/ deudas.

  • Evite el pago mínimo en las tarjetas de crédito.

Generan intereses y si uno es ordenado se pueden evitar .Porque finalmente no se amortiza nunca la deuda, provocando un aumento del endeudamiento por no amortizar deuda y generar nuevos intereses. 

  • Comprar al contado.

Hay promociones  de 3-6 e incluso 12 cuotas precio contado, pagando la totalidad de cada cuota. Esta es una buena receta en la medida que la cuota a pagar se encuentre dentro del presupuesto familiar. 

  • Hacer presupuesto de ingresos y gastos.

Hoy podemos contar con distintas APP que podemos administrar desde el celular como: Finerio, Registro Contable, Control de Gastos, Money Manager, Controlar Gastos, entre otras.

  • Refinanciamiento de créditos.

Se recomienda cotizar y evitar pago de deudas con créditos de consumo.

  • Comparar alternativas al tomar un crédito o una inversión.

Revisar en el mercado las distintas alternativas, la tasa de interés, sobre todo en créditos a largo plazo como es con un crédito hipotecario por ejemplo. Aprovechar las oportunidades del mercado por ejemplo cuando las tasas están bajas.

Además y adicionalmente se recomienda siempre consultar los precios en el sitio web del SERNAC.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *